st

jueves, 20 de febrero de 2014

aguamarina


Ella viene de Orión. O quizá venga del mar, del río o de un arroyo de la sierra cordobesa; cosas que me imagino porque casi no la conozco.
Esta acuarela la pintó ella y como a mí me gustó muchísimo, me la regaló. La llevó al correo y al día siguiente ya estaba en un estante de nuestra biblioteca (¡!).
Hay algo zen en la pincelada y en la acuarela misma. Ahora, mientras escribo esto, levanto la vista y el verde me llega desde la orilla del mar en calma. Ya descalza y con los pies en el agua, me divierte pensar que una sirena, nadando en algún mar del Caribe, dibujó esas olas con las aletas de su cola, sin darse cuenta. 




Qué hermoso e inesperado regalo.
G r a c i a s, Marina.

8 comentarios:

  1. El mundo es un pañuelo Ale! con Maru nos llamamos Agentes, jajajaja, el agente Ceballos es muyy groso, genia total, ademas he tenido el placer que me amase unos pancitos y me cocine rico...me encantó el regalo! :)

    ResponderEliminar
  2. es tan lindo recibir-enviar cartas y cosas tan lindas como estas!!! :)

    ResponderEliminar
  3. oh! qué lindo alejandra!
    gracias a vos! acaba de caerme un balde lleno de emoción encima.

    agente fernández! jajajaja pero mire usted que casualidad la vida...
    gracias por los piropos!!!

    :)

    ResponderEliminar
  4. Que lindo regalo! Me encanta ese color, es como lo describis, ensoñador :)
    Besos!

    ResponderEliminar
  5. (=^x^=) Ro: sí, es algo puro y desinteresado :)

    (=^x^=) maru: un abrazo así de grande (en Orión no se consiguen :D)

    (=^x^=) Juli: ¿viste qué maravilla de color? ¡Besos!

    ResponderEliminar
  6. Precioso tu blog, acabo de descubrirlo. Voy a pasar seguido por acá, un saludo!

    ResponderEliminar

Blogging tips