st

lunes, 17 de febrero de 2014

maamul

Hacía bastante que tenía ganas de hacer maamul: no sólo me encanta su forma, también me parece delicioso el interior de frutos secos, corazón de esa masa simple y medio arenosa, que se desgrana en cada bocado. 



















Aunque la receta varíe un poco según el país (algunos usan semolín, otros harina), la base de esta delicia especialidad de la cocina de Medio Oriente— no es más que una masa friable rellena de nueces, dátiles o pistachos. 
Para darles forma y decorarlos se usa un molde de madera con diferentes diseños que indican el relleno. Por supuesto, si no se tiene el molde se les da forma con las manos y se decoran con un tenedor. Lisos, sin ningún dibujo también son lindos.

Con relleno de dátiles
Con relleno de nueces

Son muy ricos, acompañan de maravillas el café y el té, y prepararlos es un juego de niños.

Ingredientes

para la masa
Semolín 125 g
Harina 125
Azúcar 15 g
Polvo de hornear 1/2 cucharita de café
Manteca pomada 125 g
Leche 30 ml
Agua de azahar o de rosas 1 cuchara de café para aromatizar (opcional)

para el relleno
Nuez 50 g
Dátiles 50 g
Azúcar 1 cucharada sopera
Agua 1 cucharada sopera
Ralladura de cáscara de naranja para aromatizar (opcional)
Agua de azahar o de rosas unas gotas para aromatizar (opcional)
Azúcar impalpable para decorar (opcional)

Preparación

1- En un bol mezclan el semolín, el azúcar y el polvo de hornear. Agregan la manteca pomada y trabajan un poco con las puntas de los dedos hasta obtener un arenado.
2- Agregan la leche y el agua de azahar. Amasan un minuto y forman un bollo; envuelven en film y dejan descansar durante tres horas en la heladera (también pueden preparar la masa de un día para otro y dejarla durante toda la noche).
Mientras tanto, pueden prepararse los rellenos.
Pican muy fino o procesan las nueces. Agregan el azúcar, la ralladura de naranja y el agua y forman una pasta. Hacen lo mismo con los dátiles pero sin la ralladura de naranja.
Precalientan el horno a 160°.
3- Con el molde, se coloca la bolita adentro presionando suavemente para que se grabe, se rellena y se cierra. Se da vuelta y se golpea contra la mesada. 


éste es el molde para el relleno de dátiles

4- Si no tienen el molde, forman una bolita de masa, la ahuecan y la rellenan (no pongan mucho relleno, si no cuando quieran cerrarla se les va a romper). Luego, vuelven a cerrarla. Para decorarlas, pueden usar un tenedor ; si no, las dejan lisas. Ya están listos para hornear.
























5- Los cocinan en horno moderado, en una placa limpia (no es necesario usar ningún medio graso ya que la masa lleva suficiente manteca) durante 20 minutos; no tienen que dorarse.
6- Los dejan enfriar completamente. Antes de servirlos, pueden espolvorearlos con un poco de azúcar impalpable.



Rinde 25 maamul  de 4 cm de diámetro o 12 de 5 y 1/5 de cm de diámetro.

Que tengan una buena semana ;)

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Notas

*Yo preparé una tanda solo con harina y otra con mitad de harina y mitad de semolín; me gustó mucho más la última. Pueden hacer toda la receta con semolín o ir variando las cantidades de harina y semolín de acuerdo a la textura que prefieran.
*La cantidad de manteca suele ser la mitad de la cantidad de los ingredientes secos.
*Al relleno, en lugar de agua se le puede poner miel o algún almíbar fuerte.
*La cantidad de agua de azahar (o agua de rosas) queda a criterio de cada uno. Hay quienes ni siquiera usan. A mí, un poquitín me gusta como queda, un poco más perfumada.
*Son más ricos uno o dos días después de cocinados.
*Se conservan en lata o recipiente hermético y pueden consumirse dentro de las tres semanas de preparados. 
*Si ven que les cuesta despegarlos del molde, colocan una media de nylon (limpia, por supuesto) entre el molde y maamul y, de esta forma, los desmoldan fácilmente. 

17 comentarios:

  1. ohh que buena pinta tiene y que rico !!!
    feliz semana

    ResponderEliminar
  2. ahhh! pero eso ademas de rico es una total artesanía...me encanta ese molde! es una belleza! buena semana Ale!

    ResponderEliminar
  3. Dónde se compra el molde?? Siempre quise uno!! Qué ricos son...

    ResponderEliminar
  4. (=^x^=) Gracias, Mlle Alex :)

    (=^x^=) Vicky: sí, el molde de madera tiene su encanto.

    (=^x^=) Decoracion real: podés conseguirlos en la av. Scalabrini Ortiz (y Honduras, creo), no recuerdo la dirección exacta. Es un local bastante grande, que vende productos de Medio Oriente. En la vidriera hay vasos con mucho dorado, vestuario para bailarinas de danza árabe, entre otros productos.

    ResponderEliminar
  5. no podés hacer cosas tan ricas!!! :D

    este blog me va a llevar por mal camino...y a mi que me cuesta tanto! :P

    un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este blog es un limbo, no te conduce a ningún lugar en particular, ji ji ji.
      Y vos sos un grisín, un pretzelito, un brote de soja de flaquiiiita. Mirá, te muestro el meñique y te digo: "sos así de flaquiiiiiiita".
      Abrazo de chancho (porque los quiero, oink)

      Eliminar
  6. Hola! mi primera vez por acá (vengo de Por qué no?) Me encantó esta receta de Mamul. La familia de mi mamá son sirios, y tengo idea de que algunas tías cocinaban esto pero siempre pensé que era súper difícil, como cualquier comida árabe. En Rosario seguramente se complique conseguir el molde, pero tu explicación de cómo cerrarlos a mano me convenció.
    Una duda nada más: ¿semolina es lo mismo que semolín?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Flor. Sí, uso un castellano dudoso, lo siento :).
      Es la cosa más fácil de hacer. Si tenés ganas de jugar, podés pincharlos/dibujarlos (con amor, para que no se rompan) con el tenedor.
      Un sirio me dijo que él los hacía solo con harina. Pero como digo en las Notas, a mí me gustó mucho más con semolín y la próxima voy a hacer toda la receta con semolín. La masa queda más arenosa, así.

      Eliminar
    2. Sí, seguro que los pruebo. Los voy a hacer cuando esté por ir de visita a lo de mi vieja, que a ella le gustan. Siempre dice de estas comidas árabes "yo los hacía cuando ustedes eran chicos pero después no los hice más porque nadie los comía". Cuando uno es chico cree que las Melba son todo no?.....

      Eliminar
    3. Absolutamente; hay tanta comida que nos hemos probado...
      Probablemente a los chicos de Medio Oriente les guste otras cosas y las Melbas sean el "gusto diferente" :)

      Eliminar
  7. Me compré el molde después deque nos encontramos. Cuando compre semolín las hago para estrenarlo. Mil gracias!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. :D buenísimo.
      Te paso un tip: cuando das el golpe para desmoldar el maamul, a veces, éste se te rebela y no quiere despegarse :P. Esto se soluciona muy fácil: colocás una media de nylon (limpia, por supuesto:) en el molde antes de poner el maamul y así se despega con total facilidad.
      ¡De nada! un beso y buen finde

      Eliminar
  8. Hola Ale. Preparé todo y me di cuenta que la receta de la masa dice azúcar 15 g. Puede ser tan poco o es 150g? Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son 15 g, sí. Lleva poquito porque no es una masa demasiado dulce, es más bien neutra. Después si tenés ganas, contame cómo salieron ;).

      Eliminar
  9. Hola !! queria consultarte., el semolin se puede sustituir por harina de maiz del tipo harina pan? gracias por la información.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, recién Blogger me muestra tu pregunta.
      Nunca probé con harina para pan; yo lo sustituiría con harina 0000 (para repostería).

      Eliminar
  10. ME ENCANTA EL MAMOUL Y QUIERO COMPRAR EL MOLDE,DONDE LO CONSIGO?VIVO EN sGO,DEL eSTERO (ARGENTINA)PPERO VIAJO PERIODICAMENTE A BUENOS AIRES

    ResponderEliminar

Blogging tips